Prensa

Noticias · 29 de septiembre de 2014

Valeria Gutiérrez Acuña: "Quería buscar la verdad, la verdad te alivia, te sana"

  • Fuente: Abuelas
  • Autor: Abuelas - Foto Rolando Andrade

Esta mañana, declaró por primera vez públicamente, ante el TOF 6 que juzga a los médicos de Campo de Mayo. Luego, lo hicieron sus tíos paternos, Juan y Rodolfo Gutiérrez.

 
 


La nieta 110, Valeria Gutiérrez Acuña, recuperó su identidad el 5 de febrero de este año. Valeria supo que es hija de Liliana Isabel Acuña y Oscar Rómulo Gutiérrez, y nieta de Vilma Sesarego de Gutiérrez, una de las fundadoras de la Asociación, que murió antes de poder abrazarla. 

Esta mañana, declaró por primera vez públicamente, ante el TOF 6 que juzga a los médicos de Campo de Mayo. Luego, lo hicieron sus tíos paternos, Juan y Rodolfo Gutiérrez. 

A continuación, algunas textuales de lo que sucedió durante la audiencia:


Valeria Gutiérrez Acuña

“Isabel y Rodolfo son mis padres biológicos. El nombre que figura hasta hoy en mi documento es Valeria Natalia Fernández, 38 años, casada, comerciante.”


“Mi familia está compuesta por un hermano mayor, uno menor y otro menor. Hace poco nos enteramos que éramos adoptados. Mi papá era Rubén Fernández, trabajaba en la Policía de la provincia de Buenos Aires. Y mi mamá Rita Maggian. Mi prima, hace 2 años, dijo que se enteró que mi hermano era adoptado y le preguntó a su mamá y le dijo que mi hermano y yo éramos adoptados. Me lo contó, me dijo que creía que me lo tenía que decir. La noticia me llamó la atención porque nunca tuve dudas, salvo que con mi hermano nos preguntábamos por qué mi hermano me llevaba 9 meses. Leticia me lo contó y traté de procesarlo, me sorprendió. Al principio no le dije nada a mi mamá, no quería que se sintiera mal. Pero cuando pensé que podía ser hija de desaparecidos, me pareció que podía preguntar. Le pregunté a mi mamá el año pasado en junio o julio. Le pedí que me contara cómo había llegado, si era vedad que era adoptada, pensé que podía ser mentira. Entonces me cuenta que me habían abandonado en la ruta, un compañero de mi papá les dijo si querían un bebé porque ellos ya tenían un hijo adoptado y ella dijo: ‘Sí, traela’. Me quedé mal y en octubre del año pasado fui a Abuelas, me hicieron una entrevista y me dieron una fecha para ir Conadi, siempre fui con mi hermano que también es adoptado. A Conadi fui el 6 de noviembre, y el 5 de febrero me dieron el resultado positivo: era hija de Oscar Gutiérrez e Isabel Acuña. Conocí a mis tíos porque mi papá tenía dos hermanos, mis abuelos estaban fallecidos, de mis padres supe que eran Montoneros que trabajaban, ella daba clases de matemáticas.


- ¿Después volviste a hablar con Rita?

“No, no tuve más información”.

- ¿Qué significó conocer quiénes eran tus padres?

“Para mí fue un alivio porque yo quería saber quiénes me habían tenido, no quería sentirme abandonada, quería buscar la verdad, saber la verdad, la verdad te alivia, te sana, eso es así. Mi fecha es, no sé cuándo nací, hablando con mi mama me dice que yo llegué el 30 de diciembre, pero no sé ni donde nací ni nada”.

“El máximo cargo fue comisario en el ‘87, no me acuerdo el médico que firmó. Yo pensé que había nacido el 30 de diciembre, cuando me dice la verdad me dice que llegué el 30 y en muy mal estado. El 1º me llevó a un médico porque no asimilaba el alimento, eso lo supe siempre, pero cuando me cuenta la verdad es que me cuenta que pensaba que había sido abandonada”.

“De la familia de mi mamá no supe nada porque su hermana también está desaparecida, así que no tengo nada de información de mi mamá. Me contaron que mis papás fueron desaparecidos el 26 de agosto, mi mamá estaba embarazada, se los llevaron de su casa. No me acuerdo el domicilio”.

- ¿Cómo llegó a la casa de los apropiadores?

Vivían en Lanús, ella estaba un 20 de diciembre en casa. Yo llego a la tardecita noche. Llaman por teléfono compañeros de mi papá y dicen que habían encontrado un bebé en la ruta y como ya tenían a mi hermano adoptado mi mamá dice ‘tráela’. Fernández y Rita estaban en la casa. Rita no tenía contacto con los compañeros de mi papá”.

- Cuando dice que usted y su hermano fueron adoptados...

“No, no fui adoptada, ahora me entero de que no fui adoptada, que tengo una partida irregular, que dice que soy hija de Rita Marggian y Rubén Fernández. De mi hermano dijeron que lo abandonaron en un hospital, mi hermano también hizo el trámite (para conocer su identidad) pero no dio positivo”.

- ¿En lo personal como sienten lo que ha pasado en su vida?

“Fueron momentos contradictorios. Yo estaba contenta con tener mi nueva identidad pero obviamente es doloroso saber todo lo que les pasó a mis padres”.


Los tíos paternos


Juan Gutiérrez: "En febrero de este año Estela de Carlotto llamo para decirme que la hija de Oscarcito nos había encontrado". “Hoy puedo decir que es una mujer hermosa, y que es mi hermano”. 

Rodolfo Gutiérrez: “Cuando nos enteramos de la restitución de mi sobrina queríamos conocerla enseguida, abrazarla”. 

Seguir Leyendo