Prensa

Noticias · 15 de junio de 2012

Se identificaron los restos de Olga Noemi Casado

  • Fuente: Abuelas - Filial Mar del Plata
  • Autor: Abuelas

Abuelas de Plaza de Mayo Filial Mar del Plata informa que en el marco de La Iniciativa Latinoamericana por la Identificación de Personas Desaparecidas llevada adelante por el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF), se pudieron identificar los restos de Olga Noemí Casado, detenida desaparecida en la última dictadura cívico militar ocurrida en nuestro país.

 

El caso

Olga Noemí nació el 1° de abril de 1958 en la ciudad de Mar del Plata. "Era alegre, dicharachera y feliz" así la define su madre, la Abuela Emilce Flores de Casado. Olga terminó la secundaria y empezó a estudiar la carrera de enfermería en la Universidad Nacional de Mar del Plata. Se recibió muy jovencita y dividía sus horas entre el trabajo y la militancia.

Militando conoció a Jorge Lopez Uribe, con quien contrajo matrimonio en la ciudad de Mar del Plata, dos meses más tarde, en agosto de 1976, Jorge es secuestrado.

A partir de este terrible golpe y después de haberse escondido en varios lugares, Olga se muda a la ciudad de La Plata junto a otros compañeros. Allí conoció a Juan Oscar Cugura, oriundo de Esquel, provincia de Chubut y formó pareja con él. Ambos militaban en la organización Montoneros. Sus compañeros la llamaban "Julia" y a él "Sefe", "Negro Sefe" o "Seferino". Juan Oscar fue secuestrado entre octubre y noviembre de 1977. Olga fue secuestrada a fines de noviembre - principios de diciembre de ese mismo año en la localidad de Dock Sud, partido de Avellaneda. Estaba embarazada de siete meses. Por testimonios de sobrevivientes, pudo saberse que Olga estuvo detenida en los Centros Clandestinos de Detención "Puesto Vasco" y "La Cacha".

Este caso fue denunciado inicialmente ante la CONADEP por la familia Cugura, quienes sólo conocían a la compañera de Juan Oscar como "Julia"; el sobrino mayor, quien había vivido con ella, atesoró una foto de su "tía Julia", dicha foto fue adjuntada a la denuncia, junto con la información de que "Julia" estaba embarazada y era oriunda de la ciudad de Mar del Plata.

Por otra parte, la familia de Olga, nunca pudo confirmar el embarazo, ya que antes de su desaparición, ella intenta contactarse con su madre pero cuando Emilce viaja a la ciudad de Buenos Aires, Olga ya había sido secuestrada y el mensaje que ella tenía para darle nunca llegó a oídos de su madre. Emilce continuó todo el tiempo con la pregunta, con la incertidumbre de que era lo que su hija tenía para contarle. A raíz de una conversación con la madre de una compañera de Olga, esta le dice a Emilce que quizás lo que su hija necesitaba contarle es que estaba embarazada, y quizás eso la motivó a querer verla personalmente y no enviarle sus noticias por carta como lo hacían hasta ese momento.

Esta duda se mantuvo durante años, y la Abuela Emilce trató por todos los medios de confirmar si sus sospechas eran verdaderas. En el año 2004, se crea la oficina de la filial de Abuelas de Plaza de Mayo en la ciudad de Mar del Plata. Dicho año, se pone en funcionamiento el grupo "Jóvenes X la Identidad", al cual se suman a trabajar activamente, las nietas de la Abuela Emilce, sobrinas de Olga Casado. Son ellas quienes cuentan en la filial marplatense que su Abuela tenía sospechas de que Olga pudiera estar embarazada al momento de su desaparición.

Es así que en el año 2006, la familia Casado se reúne en la filial marplatense de Abuelas de Plaza de Mayo con motivo de hacer conocer su caso. Desde la Filial se remite la información junto con una foto de Olga, a la Comisión Nacional por el Derecho A la Identidad (CONADI).

A partir de esta foto, pudo contrastarse la foto de "Julia" aportada por su sobrino, con la foto de Olga que entrega la familia Casado, y es allí donde la CONADI puede determinar que "Julia", la tan buscada "tía Julia" era Olga Noemi Casado.

A partir de allí se pudo solicitar a ambas familias que dejaran sus muestras hemáticas en el BNDG y el caso fue incorporado también en Abuelas de Plaza de Mayo. Un año después de saber que Julia, era Olga, las familias Cugura y Casado pudieron encontrar a su nieta nacida en cautiverio.


La restitución

Entre 1985 y 2000, Abuelas recibió varias denuncias acerca de un matrimonio que tenía una niña anotada como hija propia y que podía ser hija de desaparecidos. El equipo jurídico de Abuelas realizó la denuncia correspondiente para iniciar la investigación del caso y la filial La Plata se encargó de seguir el avance de la causa. La filiación de la joven pudo establecerse luego de que el juez, Manuel Humberto Blanco, ordenara un allanamiento para extraer las muestras de ADN necesarias. El 19 de agosto de 2008, el BNDG confirmó la identidad de la joven, y dos días más tarde la justicia la citó para informarle que era hija de Juan Oscar y Olga Noemí.

Después de 35 años, familiares y amigos pudieron despedir los restos de Olga y así permitirse ese duelo tan negado y necesario para seguir adelante. La familia Casado no cesa en su reclamo de justicia, para que el asesinato de Olga no quede impune, y nunca más hechos tan aberrantes vuelvan a cometerse en nuestro país.

Todo aquel que tenga información para aportar de Olga o "Julia" como la conocían sus compañeros comunicarse vía e-mail a: abuelmardel@abuelas.org.ar

Seguir Leyendo